Top

TIKAL

marzo 6, 2016 by  

Al norte de Guatemala, en la región del Petén, se encuentra una de las ciudades más fascinantes de la civilización maya, Tikal, cuyo significado es “lugar de voces”. Para visitarla hay que dedicarle un día entero (al menos) y lo más cómodo es alojarse en la vecina ciudad de Flores (que cuenta con el aeropuerto internacional “Mundo Maya”) y que también forma parte de las visitas imperdibles cuando se explora esta región guatemalteca.

La ciudad isla
La pintoresca Flores está situada en el lago de Petén Itzá, en una isla comunicada con tierra firme mediante un puente que lleva a Santa Elena y San Benito, que son prácticamente una extensión de la ciudad. En Flores, además de pensiones, hotelitos, y restaurantes hay muchos negocios de artesanías tradicionales. Los locales trabajan el oro, la plata, la madera y el algodón, con lo que es un buen lugar para hacerse con un souvenir original. Desde la ciudad es fácil informarse acerca de las visitas –guiadas o no– a Tikal y los medios de transporte, pues los 63 kilómetros que separan ambos destinos se pueden recorrer en autobús, microbús o en vehículo privado si se contrata una visita a través de una agencia.

Tikal
El lugar fue declarado Patrimonio de la Humanidad en 1979 y el actual sitio arqueológico que se puede visitar tiene una extensión de 16 kilómetros cuadrados, sin embargo, todo el parque nacional ocupa una superficie de 576 kilómetros cuadrados y queda envuelto por una densa selva… Se estima que su periodo de esplendor transcurrió entre el 200 a. C y el 900 d. C para después caer en el abandono dejando que poco a poco la selva se la comiera. Durante la conquista española se la menciona en algunos escritos pero al parecer no despertó mayor interés hasta que en 1848 el explorador Ambrosio Tut, se topó con sus restos e inició su recuperación.

Hoy todo tiene la coloración típica de la piedra calcárea con la que se construyó íntegramente la ciudad pero, al parecer, originariamente los templos, palacios y pirámides estaban pintados con colores crema, rojo, verde y azul.

La visita
El complejo se divide en templos, palacios, acrópolis, juegos de pelota, altares, calzadas, y por supuesto, pirámides. El eje principal de la visita se articula en torno a la denominada Plaza Mayor, a la que se asoman los Templos I y II, la Acrópolis Norte y Central. Los imperdibles a visitar son:

1.- El templo I o del Gran Jaguar, que alcanza los 45 metros de altura y fue construido sobre un edificio de forma piramidal. Fue construido alrededor del año 700.

2.- El templo II o de las Máscaras, situado frente al anterior y de 38 metros de altura. Es de la misma época del anterior.

3.- La Acrópolis Norte y la Central cierran la plaza y constituyen el espacio donde tenía lugar la actividad política y religiosa.

4.- El templo III o del Sacerdote Jaguar, por el gobernante cubierto con una piel de jaguar representado en uno de sus dinteles. Alcanza los 55 metros de altura pero lamentablemente no está permitido el acceso dado el peligroso estado de conservación que presentan sus escaleras.

5.- El templo IV o de la Serpiente Bicéfala. Es el más espectacular y la estructura más alta de Tikal, con 70 metros. afortunadamente en este tempo hay un acceso lateral por unas escaleras de madera que hacen mucho más sencillo y seguro alcanzar la cima. Sus vistas del complejo y la selva circundante son impactantes.

6.- El templo V, situado al sur de la acrópolis central, posee igualmente unas vistas de infarto desde sus 57 metros de altura.

7.- El templo VI o de Las Inscripciones, recibe el nombre por los grifos tallados en el frente, costado y cornisa de su crestería.

8.- La plaza de la Gran Pirámide o del Mundo Perdido es uno de los conjuntos más monumentales más antiguos de Tikal, un templo dedicado a la observación astronómica, ciencia que los mayas dominaban con gran precisión.

Información práctica
– Las visitas se realizan de 6 de la mañana a 6 de la tarde, todos los días del año.
– No está permitido dar propinas a los guías pues se considera una ofensa y una forma de corrupción…
– El precio de la entrada es de 150 quetzales (unos 20 USD).
– Además del sitio arqueológico también se puede visitar el Museo Silvanus B. Morley, cuya entrada es de 10 quetzales (aproximadamente 1.50 USD). En él se pueden ver reproducciones y muestras de objetos procedentes de los sepulcros de los señores de Tikal, junto a valiosas colecciones de cerámica, escultura de piedra, jade y hueso.
– Más información en la página del Parque Nacional de Tikal y en Visit Guatemala.

COMENTA ESTA NOTICIA
y comparte tus ideas con los demás viajeros de LX*.

Tu debes ser logged in to post a comment.

Bottom